¡Hola, somos Nacho y Marta!

Nos dijeron que en la vida hay que elegir un camino y que fuera práctico y con salidas. Establecieron creencias en nosotras que nos impedían avanzar y tener confianza para apostar por lo que realmente queríamos hacer.

Los tiempos han cambiado y ese cuento ya no tiene sentido. Creemos que cada persona se merece darse la oportunidad de vivir de lo que le llene y tenga significado para ella y para la sociedad.

¿Quieres conocernos un poco más?

Nos consideramos personas inconformistas, nos negamos a aceptar que no podíamos ser quienes sentíamos en nuestro interior y desde que acabamos nuestros estudios nos hemos dedicado a buscar una forma de vida que nos haga sentir llenos, en lo que nos gusta y aportando a la sociedad.

Recién graduados, cada uno por su lado, nos fuimos a vivir fuera de España. Intentando buscar respuestas empezamos un camino de autoconocimiento personal y profesional.

 A día de hoy, creamos oportunidades para conocernos, siendo capaces de expresar nuestra mejor versión y queremos ayudarte a ti para que consigas lo mismo.

No tenía ni idea de qué hacer con mi vida

Yo me gradué en Publicidad y Relaciones Públicas,  me culpabilizaba por no conseguir ni siquiera creer que era una artista, huí de todo. Viví en Milán, Barcelona, Roma… hice un máster, además de otras formaciones, que nunca me dejaban sentir que estuviera haciendo lo que quería realmente. Conseguí muchos trabajos que podría haberme quedado, “qué suerte tienes Marta” escuchaba, lo cual solo hacía que me sintiera más frustrada.

Huía de un lado para otro creyendo que así encontraría respuestas, pero solo hacía que sentirme más vacía e insatisfecha. Sentía que estaba malgastando mi vida por dedicarme a todo salvo a lo que en algún rincón profundo de mi ser podría encontrar.

Mientras tanto, Nacho seguía en Inglaterra trabajando de enfermero, esta vez en un hospital diferente en un puesto con mucha responsabilidad. Fue cambiando, convenciéndose de que encontraría el lugar adecuado dentro del hospital.  Mientras tanto, s se sentía solo y ese odio y esa frustración se propagó por todos los ámbitos de su vida. 

Crecimos cumpliendo expectativas

De niños los dos seguimos la corriente, sacamos buenas notas y escogimos una carrera. Es curioso porque ambos elegimos carreras para lo que somos buenos y llegamos a ejercer profesionalmente. Lo teníamos todo a ojos de los demás. ¿Pero qué sentido podía tener, si nos sentíamos vacíos e insatisfechos?

Nacho nada más graduarse se fue a trabajar de enfermero al Reino Unido y allí, arrastrado por el trabajo, cayó en una crisis existencial que le hizo replantearse toda su vida y su papel en el mundo.

A Marta siempre le había gustado el arte, pero sabía lo que le dirían si lo intentaba, “no conseguirás vivir de eso”. Con miedo aparcó esa parte de su vida en la sección de hobbies. Fue a los 19 años cuando entró en crisis porque no podía más, aun así acabó sus estudios y arrastró ese odio y vacío de no hacer lo que sentía por dentro durante muchos años más.

Ya no hubo vuelta atrás

Tocamos fondo, llegó un momento en el que no podíamos sostenerlo más, afectó a nuestra relación, la cual pendía de un hilo. Fruto de este dolor que arrastrábamos empezamos a leer sobre desarrollo personal, espiritualidad y autoconocimiento para descubrir quiénes éramos. A raíz de ello desarrollamos la capacidad para conectar con nuestra parte interna, aprender a escucharnos y saber qué es lo que queríamos hacer en la vida. Ya no había más dudas y pusimos en práctica todo lo que éramos ahora, sólamente podíamos lanzarnos a ello.

Comprobamos que los pasos para descubrir qué quieres hacer con tu vida tienen miles de años, son más simples de lo que parecen y realmente ¡lo cambian todo!

Ese trabajo de autoconocimiento y el cambio de mentalidad que incorporamos nos dio la fuerza y claridad mental para hacerle frente a los miedos, trabajarlos y seguir nuestros sueños. Nacho dejó el trabajo de enfermero y se lanzó a formarse como mentor en salud integral, Marta convirtió su pasión por el arte en su principal dedicación. Juntos nos lanzamos a emprender este proyecto que nace a raíz de esta herida que nos ha acompañado tantos años y sentimos que no podemos guardar para nosotros TODO lo que hemos descubierto.

Compartimos lo aprendido

Aquel día lo recordaremos para siempre, habíamos hecho nuestra rutina de mañana, Marta estaba escribiendo en su libreta cuando Nacho se le acercó después de meditar y los dos sabíamos lo que pensaba el otro. Decidimos que queríamos acompañar a personas a vivir su sueño, aquello que les apasiona y que pudieran encontrarlo tal y como nosotros habíamos conseguido.

Viendo la transformación tan potente y positiva que habíamos vivido gracias a  las herramientas de autoconocimiento, despertar espiritual y desarrollo personal, nos comprometimos a guiar a quienes se encuentran en la misma situación en la que estábamos nosotros años y años, a compartir todo lo que nos hubiese encantado saber entonces.

Por ello, nuestra misión es compartir toda nuestra experiencia y conocimiento para acompañarte en tu viaje a que explores quien eres realmente. Para que puedas escuchar tu intuición, obtener respuestas y tener las herramientas para afrontar miedos, creencias limitantes y cómo podrías aprovecharlo todo para crear tu propio camino.

Ahora que conoces nuestra historia. 

¿Quieres que te acompañemos?

¿Quieres ir cogiendo herramientas para el viaje? Metandia Podcast

No podemos guardarnos todo lo que hemos aprendido y experimentado. En Metandia Podcast compartimos todo aquello que puedes ir recogiendo poco a poco para que te acompañe en tu viaje.

Este podcast comparte semanalmente inspiración, recursos e información sobre cómo crear la vida que sueñas, una vida en la que afrontas tus miedos y eres capaz de vivirla plenamente.